}

Servicio Urgencias

Desprendimientos

Z

Financiamos tu obra

Hasta 10 años

Estamos en

Avenida Brasil, 6

Tejados con amianto y fibrocemento
agosto 25, 2021

Desde hace un tiempo, se conoce que los tejados que están compuestos por amianto y fibrocemento, representan un porcentaje de peligrosidad para los usuarios que tienen construcciones con dichos materiales, que ya han cumplido su periodo de vida útil. Sabemos que este es un tema que preocupa frecuentemente. Por ello, hoy describiremos algunos elementos esenciales que debes conocer, y tener siempre presente sobre los tejados con amianto.

¿Qué saber de los tejados con amianto y fibrocemento?

¿Qué son los tejados con amianto y fibrocemento?

Los tejados de fibrocemento, también conocidos como “Uralita” se conocen como el tipo de material aislante que está compuesto adicionalmente por un refuerzo de fibra denominado “Amianto”.  Estos tejados son estructuras muy utilizadas en las diferentes construcciones, con el objetivo de proteger el interior de las mismas de los diferentes cambios climáticos.

¿Qué saber de los tejados con amianto y fibrocemento?

Peligros al retirar los tejados con amianto y fibrocemento Antes de entrar en pánico por todo lo que se rumora de los tejados de fibrocemento con amianto, es necesario que tengas a mano toda la información relacionada con este material. Por lo general, estos tejados no se consideran peligrosos, siempre y cuando se mantengan en buen estado de conservación.

De acuerdo con lo estudios de los profesionales, este tipo de tejados se consideran peligrosos y tóxicos para la salud cuando han superado su tiempo de vida útil (que se calcula entre 20 y 35 años de utilidad).

Después de este tiempo, sí es conveniente solicitar la valoración de los profesionales en el área, y determinar si el tejado con amianto y fibrocemento debe ser reemplazo por uno nuevo. Ya que, el que se encuentra en uso puede llegar a expulsar elementos que pueden causar daños en las personas.

Peligros al retirar los tejados con este material

Dependiendo de las condiciones en que se encuentre el tejado, variará la complejidad de llevar a cabo el proceso de retirada. Sin embargo, para llevar a cabo esta tarea de la mejor manera, te recomendamos tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

  1. Si la retirada del tejado con fibrocemento posee partículas de amianto y este se debe realizar por desperfecto, fracturas, o cumplimiento de vida útil, la actividad se debe ejecutar con el mayor de los cuidados por profesionales en el área. Ya que, la mala manipulación de dichas partículas produce efectos nocivos en la salud.
  2. Si tienes un tejado y los profesionales certifican que no posee la fibra de amianto, el retiro del material se puede llevar a cabo de forma simple. Teniendo solo la precaución del trabajador, pues en estos casos, la tarea no representa ningún riesgo para la salud.

Como has podido ver, existe un periodo en que los tejados con amianto se convierten en un material tóxico, con un alto nivel de peligrosidad. Por ello, si tienes una construcción con estos elementos, puedes solicitar una evaluación técnica y afirmar si es momento de reemplazarlo por uno sin amianto, o cambiar de estilo y material.

Tejados con amianto y fibrocemento

Recomendaciones de mantenimiento de los tejados de amianto

Como te mencionamos antes, mientras este material se encuentre en óptimas condiciones, no representa ningún tipo de peligro para las personas. Por ello, te recomendamos realizar cada cierto tiempo algunos mantenimientos que prolonguen su vida útil, tales como:

  1. Limpiar por lo menos una vez al año el tejado con productos químicos y agua, a alta presión. Al tener esto, el material se debe cepillar de forma adecuada para eliminar cualquier exceso que deteriore el tejado.
  2. Solicitar a los profesionales en el área, que apliquen un sellado con materiales de calidad, en todas las ondas de las láminas.
  3. De ser necesario, rehabilita las piezas del tejado, especialmente aquellas que la empresa encargada del trabajo considere que pueden representar un peligro para los habitantes de la construcción. También, puedes colocar artículos de sujeción que complementen el trabajo realizado.
  4. Aunque se ejecuten mantenimientos continuos en los tejados de fibrocemento con amianto, procura no exceder el tiempo prolongado de vida útil. Esto es lo mejor para no arriesgar la salubridad.

Finalmente, te recomendamos tomarte el tiempo prudente para realizar el reemplazo o la rehabilitación, de cualquier tejado con amianto y fibrocemento. De ser necesario, desaloja la construcción. Así los profesionales en el área podrán ejecutar sus trabajos con toda tranquilidad, sin que este represente ningún tipo de peligro.

 

× ¿Podemos ayudarte?