}

Servicio Urgencias

Desprendimientos

Z

Financiamos tu obra

Hasta 10 años

Estamos en

Avenida Brasil, 6

¿Puente térmico en tu fachada?
mayo 10, 2021

Los puentes térmicos son los puntos de la fachada a través de los cuales pasa con mayor facilidad el calor que en el resto de la superficie. Los puentes térmicos pueden existir debido a la presencia de materiales conductores o por la presencia de elementos que permanecen en contacto tanto con el aire del interior como del exterior. En este artículo te contamos todo sobre el puente térmico.

¿Cuándo existe puente térmico en tu fachada?

Los puentes térmicos existen en las fachadas de los edificios cuando no disponen de sistemas de aislamiento efectivo mediante la utilización de materiales de óptima calidad y eficiencia. En otras palabras, tener puentes térmicos en tu fachada puede convertirse en un problema.

¿Cómo solucionar la pérdida de energía?

A continuación, te proporcionamos algunos tips para identificar la presencia de puentes térmicos en tu vivienda:

  • Marcos de las ventanas de aluminio o hierro que no posean rotura de puente térmico
  • Pilares que atraviesen un muro que se mantenga en contacto con el exterior. Materiales como el hormigón y el acero tienen un alto nivel de conducción
  • Cajón de la persiana
  • Los huecos en el muro para ubicar el radiador
  • Conexión de los tabiques del interior con los muros de la fachada

Así que, si tienes alguno de estos elementos en tu vivienda de seguro estas enfrentando los inconvenientes causados por los puentes térmicos.

Tipos de puente térmico

Dependiendo del origen de los puentes es posible distinguir dos tipos de puentes térmicos:¿Cómo detectar un puente térmico?

  • Puentes térmicos estructurales: estos puentes térmicos tienen origen en fallas de construcción de la vivienda. Por lo general, ocurre en desperfectos en forjados y pilares. También puede darse por la aplicación de materiales de baja calidad o por la combinación de materiales de construcción que poseen diferente conductividad.
  • Puentes térmicos geométricos: se ubican en relación a la geometría del edificio, pues aparecen ante la existencia de la unión de materiales diversos, como ocurre en los vértices de las puertas, los balcones y las ventanas de la fachada.

También son comunes los puentes térmicos en los puntos de anclaje de cargas, tales como barandillas, farolas, bajantes, toldos y aires acondicionados, por mencionar algunos.

Inconvenientes de los puentes térmicos

En líneas generales, la superficie de los elementos que actúan como puente térmico en una vivienda puede parecer insignificante en relación al área de la casa. No obstante, la situación no es tan fácil como parece en términos de habitabilidad. A continuación, te explicamos por qué:

  • Los puentes térmicos son responsables de la pérdida de entre un 5 % y un 20 % del calor de la vivienda
  • Los elementos que actúan como puente térmico permanecen más fríos que los materiales que les rodean
  • Las diferencias de temperatura entre los elementos causan condensación y, por ende, humedades
  • La humedad causada por los puentes térmicos genera malos olores, moho y el deterioro de la edificación

Cabe destacar, que la presencia de estos inconvenientes resulta difícil de erradicar. Por ello, es primordial tomar las acciones respectivas para prevenirlos.

¿Cómo detectar un puente térmico?

Por lo general, para detectar la presencia de puentes térmicos en las fachadas y en la vivienda basta con tocar las ventanas y los cajones de las persianas cuando el ambiente externo esté expuesto al frío.

Los forjados pueden detectarse con mayor facilidad. Por lo general, el canto marca las líneas del piso hacia el exterior.

Además, en el caso de pilares y tabiques será necesario efectuar un diagnóstico más profundo, como la termografía.

¿Cómo solucionar la pérdida de energía?

¿Puente térmico en tu fachada?La solución más efectiva para erradicar la pérdida de energía a través de los puentes térmicos consiste en instalar un efectivo sistema de aislamiento térmico por el exterior. Se trata del sistema también conocido como SATE.

El sistema SATE agrega una capa al revestimiento del edificio que le proporciona protección para evitar la pérdida de energía. Para ello, es necesario efectuar las siguientes acciones:

  • Preparar el soporte: se trata de quitar el revestimiento existente en la fachada que se encuentra sobre zonas de pilares y cantos de forjado
  • Lavar a presión: se recomienda aplicar presión de 40 a 80 bares para eliminar la presencia de polvo y materiales que pudieran estar adheridos a la superficie
  • Dejar secar la superficie y emprender las acciones para la aplicación del material de aislamiento.

Existen otros sistemas de aislamiento térmico para fachadas tales como la inyección en cámara y el poliuretano.

× ¿Podemos ayudarte?