}

Servicio Urgencias

Desprendimientos

Z

Financiamos tu obra

Hasta 10 años

Estamos en

Avenida Brasil, 6

Fachadas ventiladas: qué son y beneficios que ofrece
marzo 10, 2021

Las fachadas ventiladas constituyen una técnica constructiva altamente demandada por los beneficios que aporta. A través de la generación de una cámara de aire, las fachadas ventiladas permiten el eficiente aislamiento térmico y acústico, así como la eficiencia energética en los edificios y viviendas nuevas o rehabilitadas donde se haya implementado esta tecnología de cerramiento.

Tipos de fachadas ventiladas

¿Qué es una fachada y para qué es útil?

La fachada ventilada es un sistema de cerramiento de edificios, considerada en la actualidad como el más eficiente. La instalación de las fachadas ventiladas evita la pérdida energética en viviendas y edificios. Esto debido a que crea una cámara de aire en la fachada exterior de la edificación favoreciendo así el ahorro y la eficiencia energética.

Tipos de fachadas ventiladas

Es posible distinguir diversos tipos de fachadas ventiladas en función a factores como el material y el método de fijación.

Tipos de fachadas ventiladas según el método de fijación

Tipos de fachadas ventiladas según el material

De acuerdo al material utilizado es posible clasificar los tipos de fachada en los siguientes:

  • Cerámica: son más fáciles de limpiar debido a que impiden que la grasa y el polvo se adhieran a la superficie. Además, es durable, resistente y no es combustible. En este aspecto, resaltan los tipos de cerámica extrusionada y cerámica sinterizada.
  • Metal: se emplean materiales como el aluminio pulido y el zinc. Estos materiales protegen contra los cambios extremos de temperatura.
  • Hormigón: este material protege contra rayos UV y es resistente. Se recomienda para su instalación en edificios ubicados en zonas del litoral.

Además, las fachadas ventiladas también pueden estar compuestas por materiales como la piedra, la madera y el cristal, fibrocemento y laminados de alta presión.

Tipos de fachadas ventiladas según el método de fijación

De acuerdo al método de fijación de las placas, se distinguen las fachadas ventiladas por:

  • Anclaje de fijación sobre guías¿Qué es una fachada y para qué es útil?
  • Fijación mecánica
  • Anclajes sobre estructuras de aluminio
  • Anclaje de fijación química

En todo caso, cada uno de los tipos de fachadas ventiladas constituye una solución para la rehabilitación energética de los edificios y viviendas particulares donde sean implementados.

Ventajas de instalar fachadas ventiladas

La instalación de fachadas ventiladas en edificios y viviendas particulares proporciona una serie de ventajas, entre las cuales se destacan las siguientes:

Promueve la eficiencia energética

Una fachada ventilada permite la refrigeración idónea en temporada de verano y el control térmico y climatización en días de invierno y, por ende, se disminuye el consumo de energía. Este sistema permite ahorrar entre un 30 % y un 40 % de la media de consumo de energía en la vivienda o edificio.

Reduce las emisiones de CO2

Implementar este sistema permite reducir las emisiones de dióxido de carbono que emiten los sistemas de calefacción y climatización, pues es posible disminuir el uso de estos aparatos.

Impide la condensación y la humedad en el interior de la edificación

El sistema de fachada ventilada evita la condensación y la humedad que se genera tanto por influencia del interior como del exterior del edificio.

Mejora el aislamiento acústico

Además de mejorar el sistema de aislamiento térmico, la implementación de fachadas ventiladas reduce el impacto de la contaminación acústica del exterior.

Alarga la vida útil de la fachada

Implementar este tipo de sistema permite prolongar la durabilidad de la fachada de la edificación. La ventilación constante en la cámara de aire mantiene seco el material de revestimiento exterior.

Disminuye los movimientos estructurales

Fachadas ventiladas: qué son y beneficios que ofreceLa cámara de aire de la fachada ventilada permite mantener la temperatura estable. Así, al no producirse cambios bruscos de temperatura se evitan los movimientos de dilatación o contracción y, por ende, se disminuye el riesgo de generarse grietas y fisuras en la estructura.

No requiere mantenimiento

Si se combina con un material de revestimiento resistente a las inclemencias ambientales las fachadas ventiladas requieren poco o nulo mantenimiento.

Aporta valor a la edificación

La durabilidad de la fachada, la eficiencia energética que se logra y el bajo coste de mantenimiento son beneficios que se obtienen a cambio de la inversión inicial en la instalación de la fachada ventilada. Es una excelente solución para obras de rehabilitación o nuevos emprendimientos de construcción, pues el valor añadido que aporta a la obra es relevante.

× ¿Podemos ayudarte?